PABLO GARRIDO.- Hoy en la radio han recordado que era 8 de marzo, el Día de las Mujeres. Hasta aquí no hay nada nuevo. Todos los 8 de marzo nos acordamos del papel de la mujer en la sociedad, reflexionamos sobre las injusticias a las que están sometidas día a día y reivindicamos más igualdad, una sociedad más justa y nada de machismo. Sin embargo, desgraciadamente, al día siguiente, ya se nos ha olvidado lo que pedíamos el día anterior y seguimos con nuestra rutina como de costumbre.

Pues bien, hoy, este 8 de marzo de 2017 quiero pediros una cosa: que continuemos trabajando por una sociedad en la que no haga falta reivindicar los derechos de las mujeres porque se ha llegado a una igualdad real; por una sociedad donde ellas puedan labrar su futuro dejando de lado estereotipos; y por una sociedad en la que escuchar en la tele que una mujer ha sido asesinada por su marido, pareja, compañero o expareja no sea algo rutinario (llevamos ya 21 en 2017, una cifra escalofriante). Pero, no dejemos que esta reivindicación sea algo puntual. Continuemos con nuestro esfuerzo los 365 días del año, para que algún año no haga falta celebrar este día porque hombres y mujeres tenemos los mismos derechos.

Hasta entonces, todos los 8 de marzo continuaremos acordándonos de las mujeres pero, también y sobre todo, el resto de días del año.

Partekatu!