Fin de semana de formación, ‘en casa’

Gazteleraz >>

Al igual que todos los años anteriores, 2021 no ha sido tan diferente para Eskubeltz en algunos aspectos. El fin de semana del 13 de marzo, el equipo de monitorado de Eskubeltz se juntó en la parroquia de San Martín, Algorta, para desarrollar el fin de semana de formación, como cada curso. Y aunque el hecho de juntarse en Algorta sí que haya sido diferente, el grupo pudo desarrollar todas las dinámicas que tenía programadas.

El viernes 12, monitoras y monitores del grupo se juntaron para tener un momento de relajación y un poco más distendido, seguido de un momento de reflexión y de revisión personal. Dieron comienzo así al fin de semana. El sábado por la mañana se juntaron con los asabak del grupo. Este encuentro se llevó a cabo de forma ‘online’, con los monitores en Algorta y los asabak en sus casas.

Los y las monitoras de Eskubeltz reunidas con los asabak por vía telemática.

Más tarde, el monitorado trabajó en cómo enfocar los ‘raids’ en las ramas mayores, esas reflexiones que, sobre todo, se llevan a cabo al final de cada campamento. Una vez finalizado este primer bloque, se trabajó la pedagogía de la fe dirigida también a las ramas mayores. Las monitoras del grupo contaron sus experiencias, y juntas sacaron una serie de conclusiones que les servirán para mejorar el tratamiento de la fe en Azkarrak y Trebeak.

El domingo, Eskubeltz llevó a cabo una serie de reflexiones sobre el funcionamiento interno del grupo, y terminó con la clásica reunión de monitores, en la que ya se empezó a reflexionar acerca de cómo será el final de curso. Y es que a pesar de que la incertidumbre no pueda ser más grande, el equipo de monitoras de Eskubeltz quiere organizar un fin de curso inolvidable.

‘Super Moni’, el personaje que ayudó al monitorado en la reflexión acerca de los ‘raids’.

Partekatu!